Tecnologías que no existían en 2007 y que ahora no te imaginas estar sin ellas

¿Alguna vez te has parado a pensar en cómo sería vivir en la actualidad con la tecnología de hace 15 años? ¿Crees que no cambiaría mucho? ¿O tal vez sí? Recién estrenado el 2022, desde Tecnógrafos queremos realizar un repaso a 9 productos que hace diez años no existían pero que hoy nos resultan imprescindibles, o por lo menos a muchos de nosotros, en nuestro día a día. Spotify, WhatsApp, Netflix, … son solo algunos de los más destacables entre todos los que han ido apareciendo a lo largo de estos años.

En este artículo comentaremos aquellos lanzamientos más populares y que, en nuestra opinión, creemos que han cambiado de manera significativa nuestro modo de relacionarnos, nuestro estilo de vida, y, en definitiva, nuestra forma de estar en el mundo.

el iPhone

Apple en su primera década de siglo nos sorprendió a todos con los lanzamientos de varios productos innovadores que en su día rompieron el mercado como, por ejemplo: el Mac o el iPod. Pero sin duda, si Apple ha lanzado un producto estrella éste ha sido el iPhone. Este dispositivo fue el primer smartphone del mundo y eliminó el teclado de los teléfonos móviles, de forma que la pantalla pasaba de solamente mostrar datos e información, a ser un elemento con el que interactuar.

«El iPhone lo cambió todo»

Este cambio trajo consigo una mejor interacción con el dispositivo, lo que permitía una infinidad de opciones. Hizo desaparecer el paradigma que existía con los botones, de forma que hoy en día cada vez cuesta más encontrar dispositivos que cuenten con ellos, por ejemplo, en los electrodomésticos cada vez hay menos botones físicos o incluso en los coches, donde muchos fabricantes han decidido sustituir los botones por pantallas táctiles.

Un iPhone

También incluyeron las primeras tiendas de aplicaciones que hasta entonces no existían prácticamente en ninguna plataforma. Esto creó un ecosistema de aplicaciones, las cuales nutrían al iPhone con más funcionalidades de las que te ofrecía el propio sistema operativo.

Hay que tener en cuenta que este dispositivo en el momento de su lanzamiento no tenía rival, ya que no existía un modelo de la competencia que pudiera hacerle frente en igualdad de condiciones. Además, Android tardó años en poder ser competitivo frente a iOS, era más lento, tenía menos aplicaciones y estéticamente dejaba mucho que desear.

Netflix y plataformas de streaming

Estamos seguros de que muchos lectores no pueden estar sin un fin de semana de Chill & Netflix. Y es que esta plataforma se ha vuelto tan popular que existe un gran número de personas que han prescindido por completo de la TV convencional. El secreto de su éxito consiste en ofrecer una gran cantidad de contenido a un bajo coste mensual y sin publicidad, incluyendo la posibilidad de parar la reproducción en cualquier momento y volver a retomarla en el punto en el que lo dejaste.

Una pareja viendo Netflix

Por el 2007 no había nada similar. El formato de DVD estaba en detrimento frente a Internet y su sucesor, el Blu-Ray, no estaba teniendo el éxito esperado. Por contra la piratería en Internet era masiva, y los usuarios preferían ver películas «pirata» antes que pagar por un DVD o un Blu-Ray. La respuesta de la industria audiovisual a este problema fue potenciar el pago por uso de películas y series por Internet. Pero esta solución seguía sin convencer al público, hasta la llegada de las plataformas en streaming y su pago mensual.

A día de hoy, las diferentes plataformas de streaming (Netflix, Amazon Prime, HBO, Disney+, Movistar+, etc.) se han colado en nuestros hogares y estamos seguros de que te resultaría muy difícil poder estar algún sábado noche en casa sin ellas.

ANDROID y smartphones

Parece que no ha pasado tanto tiempo, pero el famoso sistema operativo que se encuentra en el 72% de los teléfonos del mundo nació en el año 2008. Su expansión no fue relativamente mayoritaria hasta dos o tres años después, con el lanzamiento de la versión 2.2 Froyo. Android fue la respuesta que dio Google al sistema operativo iOS de Apple. Hasta entonces el iPhone no tenía rival, puesto que este dispositivo fue en su día una tecnología disruptiva la cual no tenía competencia, como te hemos comentado anteriormente.

Un smartphone con android

Con este movimiento Google fue capaz de derrocar a la todopoderosa Nokia (Symbian), a BlackBerry (BlackBerry OS), a Microsoft (Windows Phone), e incluso a su principal rival el iPhone (iOS), convirtiéndose en menos de 4 años desde su lanzamiento en el sistema operativo móvil más utilizado del mundo. El éxito de Android se debe a que es un sistema operativo gratuito en el cual los fabricantes pueden adaptarlo, modificarlo y personalizarlo a su antojo. Por ello Android está instalado en todos los teléfonos a excepción de los de la manzana. Android ha conseguido ser el Windows de los móviles, convirtiéndose en un sistema operativo universal.

Cuesta imaginar un mundo sin smartphones y por ende, sin Android. Recuerda que no solo se encuentra en los teléfonos, también lo puedes tener instalado, y sin darte cuenta, en tu televisor smartTV, en tu coche, e incluso en otros electrodomésticos de tu casa. Sin duda un producto imprescindible y con el que nos costaría volver vivir en 2007 sin él.

WhatsApp

Si hay algo que no podía faltar en este artículo y que indudablemente ha cambiado el modo de concebir la comunicación, la interacción y el modo en el que socializamos y nos relacionamos, es la aplicación de mensajería instantánea WhatsApp. ¿Te imaginas volver a una época en la que no existiese esta aplicación? ¿Te gustaría volver a los SMS?

Un móvil con whatsapp

Con más de 2.000 millones de usuarios en todo el mundo, presente en más de 180 países, a día de hoy la aplicación se sitúa en la cima del sector, aunque es verdad que no en todos los puntos del planeta mantiene el liderazgo como ocurre en el caso de España. Otros países como los Estados Unidos, Canadá o Francia prefieren a Facebook Messenger, uno de los eternos rivales de WhatsApp; o Line, aplicación que más triunfa en países asiáticos como Japón. Por otro lado, tenemos el caso de países que cuentan con su propia aplicación de mensajería instantánea, como es el caso de Vietnam con Zalo.

Por último, algo curioso a destacar sobre WhatsApp, es la prohibición de la aplicación en algunos países como Corea del Norte, Irán o China, donde en esta última se utiliza de forma masiva la “super app” WeChat que, además del servicio de chat, ofrece otros servicios como el pago online.

Spotify

Spotify es una de las grandes plataformas de música en streaming en la actualidad, siendo la líder en el sector con más de 300 millones de usuarios de pago, superando a sus rivales Apple Music y Amazon Music.

Un móvil con Spotify

La empresa de origen sueco vio la luz en 2008, permitiendo a sus usuarios el acceso a música online sin necesidad de descargarse las canciones. El nombre de Spotify no fue escogido al azar y es que ¿sabías que esconde en sí mismo la filosofía de la empresa? Spotify está formado por dos palabras, spot (localizar) e identify (identificar), que aluden a la búsqueda de tus canciones preferidas y, en definitiva, perfilar tu personalidad a través de la música.

Spotify ha conseguido someter al popular formato .mp3, y es que muchos usuarios ven como una ventaja no tener todas las canciones ocupando espacio en sus dispositivos y pagar una cuota mensual para tenerlo online.

Sin duda la comodidad de no descargar y almacenar centenares de archivos de música mp3, y de tener disponibles prácticamente a cualquier artista del mundo es algo a lo que cuesta renunciar.

las redes sociales como instagram y tik tok

Un móvil con Instagram

En el año 2007 las redes sociales más utilizadas en España eran Tuenti, Facebook y Fotolog. Quizás los recuerdes con nostalgia. Hoy en día Facebook está de capa caída y las otras dos redes ya han desaparecido. En su lugar copan el ranking Instagram e Tik Tok, la famosa red social china que ha irrumpido en occidente y que ha tenido un crecimiento espectacular, gracias a la buena acogida entre los jóvenes.

Pero si hay un gigante consolidado en la actualidad es Instagram. Con más de 1.000 millones de usuarios activos mensuales, Instagram es una de las redes sociales que más ha revolucionado la comunicación, las relaciones sociales y muchas otras cuestiones, como es el ámbito laboral. Y es que esta aplicación para móviles ha cambiado la forma de estar en el mundo, siendo para toda una generación su medio para socializar, formar parte de una comunidad, compartir su día a día e incluso se ha convertido en una oportunidad de negocio para muchos.

IPAD y tablets

El iPad es otro dispositivo que podríamos considerar como una tecnología disruptiva. Cuando se lanzó no tenía competencia, y los fabricantes tuvieron que apresurarse para poder lanzar al mercado un producto sustitutivo similar. El iPad ha sido uno de los productos estrellas de Apple que gozó de un gran apoyo por parte de los clientes de la marca, a pesar de que al principio había muchas dudas sobre su éxito.

Una tablet

Actualmente tanto el iPad como sus alternativas en Android son muy usadas en la industria, el sector salud y en el sector educativo, donde su uso está influyendo significativamente en los métodos didácticos y en la idea de cómo dar clase.

Uber, cabify, airbnb, just eat, glovo y uber eats…

Con la llegada de los smartphones se abrió un mundo de posibilidades. Uno de los principales cambios que nos han traído es la forma en la que solicitamos un servicio. Hasta entonces para pedir un taxi, comida a domicilio u otro servicio había que llamar por teléfono. Pero con la llegada de las apps, con unos cuantos toques en la pantalla de tu móvil consigues lo mismo. Más cómodo para algunos y menos cercano para otros. En cualquier caso, esta evolución ha traído consigo cambios muy importantes en nuestra sociedad.

El sector del taxi, por ejemplo, tiene dos duros competidores que han conseguido crear un método más fácil y cómodo para solicitar un servicio de transporte. Esta competencia ha creado la necesidad de mejorar el servicio de taxi tradicional que ya cuenta con su propia aplicación de móviles en las principales ciudades de España. Lejos de ser algo malo, este cambio ha traído consigo una mejora general para todos, ya que esta competitividad ayuda a mejorar los servicios que nos ofrecían.

Aplicaciones de un móvil

Si hablamos de vacaciones seguro que conoces la app Airbnb, que permite a millones de personas publicitar sus alojamientos para arrendarlos a través de su plataforma digital de forma amena y económica. Con la entrada y popularización de Airbnb, cuyo nombre significa »Air Bed and Breakfast» y que hace referencia a sus orígenes, no sólo nació una oportunidad económica para miles de particulares, sino que además se produjo un profundo cambio en el modo de hospedarnos en nuestros viajes, ya sean de trabajo o de disfrute.

Existen otros sectores que también han experimentado cambios profundos como el sector de la restauración. En este ámbito las aplicaciones de comida rápida y a domicilio, han conseguido conectar de forma más cercana con el consumidor, aumentando el uso de este tipo de servicios.

En definitiva, podemos afirmar que las aplicaciones móviles han cambiado nuestros hábitos, nuestras preferencias y en general nuestra sociedad.

¿volverías a 2007?

De vez en cuando está bien detener el tiempo y reflexionar sobre la evolución tecnológica tan grande que hemos experimentado y ver lo mucho que ha cambiado nuestra vida en poco tiempo.

El mundo se encuentra en constante cambio, pero actualmente no hay duda de que el sector tecnológico es el que avanza a pasos agigantados. Quién sabe qué nuevas tecnologías y productos nos esperan en los próximos 10 años. Actualmente tenemos varias tecnologías futuristas que ya están siendo probadas de forma experimental como los coches autónomos, la traducción simultánea, la realidad aumentada, el turismo espacial, etc. No sabemos a ciencia cierta si estas tendencias tecnológicas terminarán por llegar. Lo que sí sabemos es lo que no teníamos antes y ahora sí tenemos. Y teniendo esto en la mente lector, ¿volverías atrás?


Con la colaboración de Natalia Cobos Serrano.